Cuidados del Cactus y sus principales características

¿Quieres compartir? Haz click aquí
Share on Facebook
Facebook
0Pin on Pinterest
Pinterest
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Print this page
Print
Email this to someone
email

Hoy hablaremos sobre los cuidados del cactus, ¡Y te daremos toda la información que necesitas para que tus ejemplares se desarrollen hermosos, fuertes y sanos!

cuidados del cactus

Características generales y cuidados del Cactus

Los cactus son los miembros de la familia de las Cactáceas, plantas suculentas caracterizadas por su capacidad para acumular agua y nutrientes en sus tejidos, para poder adaptarse a los entornos desérticos extremos donde se desarrollan.

En defensa de sus reservas de agua, los cactus han desarrollado espinas por todo su cuerpo, con la finalidad de mantener alejados a sus depredadores naturales.

Las cactáceas, son originarias de América y África, y comprenden más de 2500 especies agrupadas en más de 200 subfamilias, todas, en su mayor parte, plantas xerófilas adaptadas para prosperar en las condiciones más extremas y adversas.

Están conformadas por tallos muy gruesos, generalmente de color verde debido a que son fotosintéticos. Según la forma de sus tallos, están divididos en tres grandes grupos:

  1. Cladodios: Son los cactus de tallo aplanado, como una raqueta. El ejemplar de cactus cladodio más popular es el nopal.
  2. Globoso: Son los cactus de tallo redondeado, casi esféricos, con aspecto de barril. Ejemplo de este tipo de cactus son los echinocactus.
  3. Columnar: Son los cactus de tallo cilíndrico y alargado y pueden dividirse en la base, en la mitad o en la punta. Si se dividen en la punta, se les llama acrótonas, mesótonas si se divide por la mitad y basítonas si se divide por la base. Como ejemplo de los cactus de tallo columnar podemos citar al saguaro.

La areola de las cactáceas, es una estructura distintiva de estas plantas crasas, y está ubicada sobre los podarios y costillas. Tiene dos zonas de crecimiento, ya que en la parte superior brotan las flores y en la inferior las espinas.

Sus flores son solitarias y, en su gran mayoría, son hermafroditas, raramente unisexuales y generalmente actinomorfas, aunque en algunas especies pueden ser zigomorfas.

Hábitat de los Cactus

Los cactus, como ya especificamos anteriormente, se encuentran adaptados para resistir condiciones desérticas extremas, por lo que no requieren excesivos cuidados, de allí su inmensa y creciente popularidad como plantas ornamentales.

Suelos y abono

Los cactus son muy resistentes, pero plantarlos en un sustrato adecuado a ellos, de fácil drenado y rico en nutrientes, los ayudará a mantenerse sanos y florecer espectacularmente.

El suelo debe tener porosidad, riqueza adecuada en nutrientes y un moderado grado de retención de humedad.

Riego

El riego es vital para los cuidados del cactus. Es recomendable, como regla general, regarlo una vez por semana durante los meses de calor.

En el invierno, es mejor no regar con regularidad, teniendo cuidado de verificar que la tierra no esté extremadamente seca.

Siempre hay que tener en cuenta que a las cactáceas no les gusta el encharcamiento, por lo que no es recomendable hacerles riegos muy abundantes.

Luz solar

Aunque todos los cactus necesitan mucha iluminación, no todos soportan los rayos directos del sol, por lo que es recomendable plantarlos en semisombra.

Por regla general, los cactus que tienen espinas necesitan estar a pleno sol. Por el contrario, los que tienen pocas espinas requieren sombra moderada.

Todas las especies necesitan espacios bien ventilados, además de luz natural. No sobreviven a las heladas, así que, durante el invierno, es recomendable controlarles la temperatura ambiental.

Te invitamos a seguir leyendo sobre el riego de la flor de pascua y sus cuidados, ingresa en el link y descubrirás como mantener de forma adecuada tu planta característica de la navidad.

Cuidados del Cactus espiralado

Los cuidados del cactus espiralado no difieren mucho de los cuidados generales aplicables a todas las cactáceas, pero si hay unos tips que debes recordar:

  • Debe estar siempre a pleno sol si se trata de plantas adultas. Si son plantas pequeñas, durante las primeras etapas de crecimiento deben guardarse del sol del mediodía.
  • Los más jóvenes deben ser regados una vez por semana. Los cactus superiores a 1,5 m pueden ser regados solo una vez al mes.
  • Es aconsejable multiplicarlos por esquejes, con tallos alrededor de 20 cm de alto.

cuidados del cactus

Cuidados del Cactus cola de mono

Los cuidados del cactus cola de mono, tampoco difieren mucho de los de los demás cactus, pero debes tener en cuenta lo siguiente:

  • Necesitan mucha luz natural. Resisten muy bien en ambientes a pleno sol y también en semisombra.
  • Si está en el interior, debes ubicarlo cerca de una ventana e irlo girando de vez en cuando, para que toda la planta reciba la misma cantidad de luz.
  • Jamás dejes encharcado el sustrato pues sus raíces se pudren con facilidad. No les gusta el exceso de agua.
  • Necesitan MUY POCO riego. Lo más recomendable es medir con una varita de madera para saber cuándo la tierra esté excesivamente seca para regarla.
  • Se multiplican por esqueje.

cuidados del cactus

Cuidados del Cactus piedra (lithops)

Algunos de los cuidados del cactus piedra que debes tener en cuenta, son los siguientes:

  • Pueden prosperar a pleno sol y en semisombra, pero no resisten las heladas, por lo que es recomendable tenerlo muy en cuenta.
  • Necesitan muy poca agua. Tres veces al mes en los meses cálidos, y nada en invierno, a menos que una extrema sequía del sustrato lo demande.
  • Se puede trasplantar cada tres años pues no crece mucho.
  • El mejor método para multiplicarlo, es separar las cabezas nuevas y plantarlas en una maceta aparte. Muy fácil.

cuidados del cactus

Cuidados del Cactus zig zag

Algunos de los cuidados del cactus zigzag que jamás debes olvidar son:

  • Son de porte trepador o colgante, así que prosperarán mejor en lugares elevados, desde donde puedan colgar sus tallos.
  • Prosperan mejor en ambientes de semisombra, no a pleno sol.
  • El riego, poco abundante, debe ser cada 5 días en primavera y verano, cada 7 días en el otoño, y cada 10 días en el invierno. Conviene rociarlos dos veces por semana para mantenerles la humedad.
  • Abonar con fertilizante para cactus, una vez al mes, solo en primavera y verano.
  • Se multiplican por esquejes.

cuidados del cactus

Si quieres saber más acerca de los cuidados de los cactus, no dejes de ver el siguiente video informativo.

Copiar fragmento de código
Visitada 62 veces, 1 visitas hoy)

Deja un comentario